Centro de Deporte

UN DEBUT MÁS QUE SATISFACTORIO.

Pablo Lemoine debutó en la quinta fecha de la Fórmula Uno Argentina y lo hizo de gran forma. Sobre el circuito nueve del Autódromo de Buenos Aires, y junto a la familia Mayol, el piloto de Caballito fue el amplió dominador de la Clase B, llevándose las dos finales del fin de semana con autoridad.

 

Luego de un sábado pasado por agua que imposibilitó el normal desarrollo de los entrenamientos, Lemoine y el resto de los protagonistas protagonizaron una clasificación condicionada por el estado del trazado y el ex Fórmula Metropolitana se ubicó tercero a dos segundos del poleman, Gustavo Fernández Bordós.

 

En un domingo mucho mejor desde lo climático, Pablo fue cuarto en ambas competencias, quedándose con los dos triunfos de la Clase B. En la segunda competencia protagonizó una cerrada disputada con Horacio Della Chiesa, el tercero en la clase mayor.

 

“Me voy muy contento y emocionado por este buen debut dentro de la categoría. El sábado la lluvia complicó todo y el domingo lo encaré sin muchas referencias del circuito, ya que hace mucho no competía. Por suerte le pude ir encontrando la vuelta y salieron dos finales muy lindas. Me sentí muy cómodo durante el fin de semana y me recibieron muy bien todos, lo que me dejó una imagen positiva de la Fórmula Uno Argentina. Estos resultados alientan a seguir corriendo, así que intentaremos seguir sumando fechas. Lamentablemente el factor económico es muy importante, pero la idea de continuar está. Le agradezco a la familia Mayol por el auto increíble que me dieron y por toda la ayuda brindada. También a mis viejos, mi hermana, mi novia y mis amigos por el aguante durante el fin de semana”, declaró Lemoine.

Fotos: Matías Mazzocchi

 

 

 

gallery/lemoine
gallery/73049556_141055450586310_8420607052543426560_n
gallery/73000938_141055650586290_6358673247499714560_n